¿Qué onda con los decisores?

Así nos cansamos de pregonar que el movimiento debe ser desde la base, pero nada se hace si la orientación no viene “de arriba”.
Así nos cansamos de pregonar que el movimiento debe ser desde la base, pero nada se hace si la orientación no viene “de arriba”.

Ahora la palabra se ha puesto de moda, todos la insertan en sus intervenciones públicas, hasta yo lo he hecho una que otra vez. Espera agazapada para lanzarse en alguna frase: eso es lo que deberían hacer los…, tienen que considerarlo los…, no puede se que no se den cuenta los… ¿hasta cuándo los oídos sordos de los…? , eso es competencia de los DECISORES.

Solo luego de un tiempo de escucharla y usarla, me detuve a pensar en las implicaciones del vocablo. Cuando nos referimos a los decisores generalmente pensamos en otros, en sujetos lejanos que detrás de un buró toman decisiones y definen nuestros destinos. Pero la verdad es que la mayoría nos convertimos en decisores en determinado momento y a veces tomamos las mismas posturas que antes criticamos con dureza.

En buena parte de las ocasiones desaprovechamos los espacios de participación política existentes en la sociedad por creer que la responsabilidad es de otros y no nos toca hacer nada; al final terminamos por adoptar solo el papel de críticos sin devenir en protagonistas.

No quiero con esto exculpar a quienes ocupan cargos de dirección, nada de eso, poseen funciones bien definidas que les toca cumplir;  sin embargo, hasta algunos de ellos echan mano de la dichosa palabrita. Se establece entonces una cadena donde “el que está por encima de mí es el decisor porque ese sí tiene la autoridad y los recursos y los contactos y el tiempo; porque para eso está él ahí y a mí no me toca ese asunto, ve al nivel superior que segurito te resuelven

Así nos cansamos de pregonar que el movimiento debe ser desde la base, pero nada se hace si la orientación no viene “de arriba”. ¿Qué nos paraliza? ¿La inercia, el miedo a buscarse problemas, la falta de interés o de compromiso?

Pueden ser muchas las respuestas, pero lo cierto es que a todos nos toca hacer más por el país desde nuestro pedacito. Seamos todos decisores preparados, sensibles por los problemas ajenos, osados, apegados a la realidad, enemigos de la chapucería, el secretismo y la corrupción. Seamos los decisores con los que nos gustaría contar.

Anuncios

Un comentario en “¿Qué onda con los decisores?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s