Desde la cultura, también el aporte

A partir del primero de enero del presente año entraron en vigor resoluciones que norman el tratamiento financiero y tributario al sector de la cultura. En ellas se especifican requerimientos que deben cumplir los artistas y creadores, así como bonificaciones que pueden solicitar

Contratar fuerza de trabajo para realizar sus obras o preparar sus presentaciones, así como acceder a servicios que brindan otros creadores, artistas y trabajadores por cuenta propia constituyen algunas de las posibilidades que reconocen al sector de la cultura las resoluciones publicadas en la Gaceta Oficial Extraordinaria No.28 del 7 de octubre de 2013.

En vigor desde el primero de enero del presente año regulan el tratamiento financiero y tributario a dicha esfera; eliminan la dispersión legislativa existente y buscan mayor uniformidad en el tratamiento de la materia, así como potenciar el vínculo y el compromiso de estos contribuyentes con el Estado.

Dichas disposiciones se insertan dentro de la actualización del modelo económico en cuanto a política social, puesto que contribuyen al perfeccionamiento de la cultura y su fomento. Para ganar claridad sobre el tema, y en especial acerca del Impuesto sobre los Ingresos Personales (IIP), Girón conversó con Marlen Ponce Jubier, especialista del área de atención al contribuyente de la Oficina Nacional de Administración Tributaria (ONAT) en la provincia.

“Los premios en metálico se excluyen de la Declaración Jurada”, refiere Ponce Jubier.
“Los premios en metálico se excluyen de la Declaración Jurada”, refiere Ponce Jubier.

EXENTOS ESTE AÑO

Ponce Jubier inicia el diálogo aclarando que, según lo establecido por la Ley 117 del Presupuesto del Estado, se exoneró a los artistas y creadores de presentar la Declaración Jurada (DJ) y Liquidación Anual del IIP correspondientes al año 2013.

“Ello no significa que todas las figuras vinculadas al sector de la cultura tengan ese beneficio, pues solo le corresponde a las personas inscritas en los Registros de Artistas y Creadores. No están excusados los periodistas o cualquier otro personal que obtenga ingresos personales relacionados con ese ámbito”.

PAGAR LO QUE SE DEBE

Al aprobar medidas para el ordenamiento del sistema financiero en el sector de la cultura, se hizo necesario establecer las formas y procedimientos para la tributación, de conformidad con la Ley No. 113 Del Sistema Tributario. El objetivo es que se aporte en correspondencia con la capacidad económica. Estas disposiciones se reflejan en la Resolución 382/13, contenida en la gaceta antes mencionada.

“Se exceptúan del IIP solo aquellos artistas contratados en entidades pertenecientes al sistema de la cultura, la radio, la televisión u otras estatales, siempre y cuando el sueldo sea su única fuente de ingresos. Deberán erogar el tributo si obtienen ganancias por la comercialización de sus presentaciones, obras o el ejercicio de otra actividad económica”, refiere la especialista.

Explica además, que el resto debe cumplir con la DJ. “En ella consignan todo lo obtenido en el año. No se incluye lo alcanzado por concepto de salario o como premio en metálico. En este último caso solo depositan un cuatro por ciento del monto total en la ONAT”

“El pago es en pesos cubanos (CUP). Los ingresos, gastos reconocidos y retenciones efectuadas en CUC se convierten aplicando la tasa de cambio vigente para la población.”

De lo ganado en el año fiscal se descuentan: 10 mil pesos cubanos como mínimo exento y los impuestos pagados por el ejercicio de la actividad artística (gravámenes en el exterior, Contribución Especial a la Seguridad Social, Impuesto por la Utilización de la Fuerza de Trabajo y otros). Asimismo, se deduce hasta el 50 % de los gastos propios de la labor, luego de justificar el 50 % de los mismos.

Apunta Ponce Jubier que “se mantiene la devolución o compensación en aquellos casos en los que la cantidad a pagar en la DJ sea inferior a la suma de los importes que retienen y aportan al presupuesto del Estado las entidades con las que se vinculan los contribuyentes”.

DE BENEFICIOS

La Resolución incluye además, la posibilidad de establecer una bonificación de hasta un 30 % a quienes demuestren un incremento real de la carga financiera (cuantía que corresponde a la institución con que se relacionan los artistas más los tributos pagados). También se podrá otorgar un beneficio excepcional a los ciudadanos que prueben un crecimiento de la carga tributaria como mínimo del doble con respecto a los dos últimos periodos fiscales; a él podrán acogerse los miembros de Asociación Hermanos Saíz que desarrollen algún proyecto o proceso de creación artística.

“De igual forma, no pagan este impuesto, por un año, los recién graduados de las escuelas de artes en cualquiera de sus manifestaciones cuando comiencen a ejercer su actividad. De forma opcional los miembros de las agrupaciones musicales y las compañías artísticas no subvencionadas, pueden efectuar el pago de manera conjunta, siempre y cuando todos sus miembros manifiesten conformidad con esta forma de pago, para lo cual presentan una sola DJ”, señala.

En este, como en todos los temas que atañen al sistema tributario, se precisa mayor divulgación así como conocimiento por parte de los implicados. Con el fisco siempre deben existir cuentas claras.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s