Las vidrieras y el imposible

Hay una hora en que cae la luz, ya no es de día, pero tampoco ha llegado la noche. En ese preciso momento la ciudad parece detenida, el tiempo se arrastra sobre las fachadas con lentitud, con una consistencia viscosa que todo lo envuelve.
Casi adivino a la gente detrás de las ventanas entornadas, intentando sacudirse el cansancio de encima con la rapidez con que dejan los zapatos en una esquina. ¡Qué alivio calzar las chancletas esponjosas!

Justo a esa hora, si aún no he alcanzado mi refugio, ciertos lugares me producen una tristeza sorda, profunda, venida tal vez de un idealismo del cual no he podido, ni querido desprenderme: son las vidrieras y esa soledad que casi se palpa detrás de ellas.
Ya no hay vendedores, ni clientes ansiosos llenando su cesta, ni aquellos otros con el entrecejo fruncido y la mirada concentrada, calculando para cuánto le alcanzará la moneda convertida.
Solo queda el espacio lleno de artículos relucientes, comida venida de lejos en paquetes multicolores y a la vez ese vacío que quizás solo exista en mi imaginación.
¿Cuántos necesitarán de aquello allí preso detrás de un cristal transparente para incitar, pero lo suficientemente fuerte para separar, custodiar, aprisionar?
¿Cuántos aquí cerca o al otro lado del planeta desearán en ese momento alimentar a sus pequeños o abrigarlos o aliviarles el calor?
Las vidrieras me resultan tétricas, enfrentan al imposible de saciar necesidades con un bolsillo exiguo; son la prueba más palpable, hiriente, desgarradora, de lo injusto, de la inequidad.
En pocos minutos la oscuridad inunda las calles, allí siguen las tiendas impasibles, seguras de que custodian ilusiones u obsesiones que esa madrugada muchos hombres y mujeres llevarán en el sueño.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s