Del dicho al hecho…

Detrás de una tesis de grado se halla casi siempre una buena dosis de estudio y trabajo, pero ¿cuántas de esas investigaciones se llevan realmente a la práctica?

¿cuántas de esas investigaciones se llevan realmente a la práctica?La preocupación por la tesis comienza desde los primeros semestres de la carrera. Cuando aún no se está muy seguro de hacia dónde se encauzarán las preferencias personales, ya muchos profesores aconsejan pensar en un tema para ese ejercicio de culminación de estudios.

Hacia el cuarto y quinto años, cuando resulta imprescindible “ponerse las pilas”, la indicación principal de la academia a los futuros graduados estriba en que los proyectos deben propiciar la resolución de problemas, partir de hechos concretos, y brindar soluciones a través de la ciencia.

Cierto, no siempre los emprendimientos poseen la calidad requerida, y pecaríamos de ingenuos si negáramos que el fenómeno del ‘corta y pega’ – una manifestación de fraude – también hace sus estragos al respecto; mas esa constituye una temática que debe tratarse con más profundidad y ocupar a los docentes de las universidades.

Tengamos en cuenta las otras tesis, esas que resultan de horas de estudio; días dedicados a la lectura de bibliografía digital; esfuerzos titánicos por desentrañar las exigencias metodológicas; entrevistas, encuestas, tabulaciones, borradores, versiones finales, encuentros con el tutor, correcciones, resúmenes, presentación en diapositivas y finalmente la defensa.

Tesis caricaura Homez

Todo el estrés rinde sus frutos cuando al estudiante lo llaman ingeniero o licenciado por vez primera; sin embargo, después de la emoción de haber salido del ‘trago amargo’ con éxito, empiezan a rondar varias preguntas: ¿de qué sirvió todo lo que investigué? ¿Aplicarán mis resultados? ¿Alguien se los leerá?

Aunque existen excepciones, la mayoría de las tesis queda archivada en las casas de altos estudios, destinada solo al interés de los alumnos que acudirán en busca de referentes para elaborar las propias. En los organismos o instituciones donde se desarrollaron no se les utiliza con la suficiente agudeza ni se les brinda todo el interés que debiera.

En determinados sitios ni se les lee, se cree que “son cosas de la escuela”, y se pierde así la oportunidad de entender científicamente problemáticas de la entidad e implementar soluciones.

Claro, no todas las investigaciones resultan infalibles, puede que algunas se equivoquen parcial o totalmente en sus planteamientos, aunque seguro serán muy pocas. Mucho se habla del cambio de mentalidad, pero no podemos correr el riesgo de que, de tanto aludirlo, se vacíe de significado; cambiar la mentalidad implica también saber lo pertinente de aplicar transformaciones, y de hacerlo a través de la ciencia.

¿Cómo explicar que en el país se cometan errores por el empirismo y la falta de planificación, cuando hay tantos graduados universitarios, y profesionales que optan por maestrías y doctorados? ¿Cuántos recursos materiales y humanos se invierten en la realización de estudios que nunca llegan a la aplicación práctica?

No se puede hacer tesis solo porque constituyan un requisito indispensable para obtener el título; más allá de ello, el universitario debe sentir el deseo de revolucionar realidades, innovar, y saber que sus desvelos tendrán un impacto futuro; así crecería la motivación por hacer mejor su ejercicio.

Solo de la articulación entre instituciones, universidades y gobierno partirá un cambio en este sentido; exigir que se apliquen los estudios realizados, chequear el impacto de la ciencia en las actividades productivas y sociales, así como elevar el rigor académico, devienen ejes de acción para que se acorte el trecho entre el dicho y el hecho.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s