En un libro, las raíces

Manuel Fraga, un gallego cubano. Fidel Castro, un cubano gallego, de Miguel Ángel Álvelo Céspedes
Manuel Fraga, un gallego cubano. Fidel Castro, un cubano gallego, de Miguel Ángel Álvelo Céspedes

Cada hombre o mujer que salió de Galicia con solo los sueños en el bolsillo, llevó sus raíces y un profundo desarraigo; mas, aquellos que encontraron a Cuba como destino sintieron crecer nuevos y fuertes afectos por esta tierra; algunos regresaron a la madre patria, otros no.

El destino de una de esas familias y la influencia de tal emigración en sus descendientes, ocupa el centro del libro Manuel Fraga, un gallego cubano. Fidel Castro, un cubano gallego, de Miguel Ángel Álvelo Céspedes, que se presentó en Matanzas con la presencia de realizadores, periodistas y miembros de la Asociación Gallega de la provincia.Leer más »

Elogio para un elogio

A veces las mejores cosas pasan desapercibidas, por pequeñas, por sencillas. Quizás eso suceda con Elogio de la Memoria, un programa televisivo que pasa la televisión cubana luego del espacio de la novela y que, en solo cinco minutos, logra atrapar; virtud deseada para toda propuesta audiovisual. Caracterizado por la voz melodiosa de sus locutores, […]

Un golpe a la indiferencia

Tal vez pocos yumurinos conozcan que Matanzas tuvo 14 cementerios reconocidos, más que ninguna otra ciudad cubana o que alberga una de las calles más estrechas de toda Cuba, con menos de un metro en su inicio, de pared a pared. Informaciones como estas llenan el libro Ciudad de Matanzas, primicias, hechos significativos y singularidades de los autores Luis R. González Arestuche, Leonel Pérez Orozco y Daneris Fernández Fonseca, que en ocasión del aniversario 320 de la urbe salió a la luz.Leer más »

Para leer a solas: Dulce María Loynaz

Mi encuentro con la poesía de Dulce María Loynaz había sido esporádico; solo conocía algunos poemas insertados en antologías, en los que adiviné un espíritu lírico especial. Por eso, cuando durante la última Feria Internacional del Libro de La Habana, me tropecé con el volumen Poemas sin nombre, no dude en adquirirlo.

Justo es que confiese que desde el primer poema quedé impactada; generalmente, cuando leo un libro de poesía, solo en muy contadas piezas encuentro esa genialidad que me conmueve. Sin embargo, en cada una de las páginas de esta obra hallé una grandeza poética impresionante.Leer más »